DIRECCIÓN DE
DESARROLLO ACADÉMICO

banner

Encuesta Docente

Desde el año 1992 la Pontificia Universidad Católica realiza formalmente procesos de evaluación de los cursos que se imparten cada semestre. Como universidad se percibio la necesidad de contar con un instrumento que permitiera, a partir de la opinión de los alumnos, retroalimentar al profesor para el mejoramiento de su docencia y contribuir al análisis de la calidad de la docencia impartida en la UC Inicialmente las respuestas de los alumnos se recogían en formularios de papel y a partir del 2º semestre de 1996 comenzó la aplicación computacional de la encuesta a través de una página Web. Durante el año 2004 se implementó un nuevo formato de encuesta, presentando mejoras significativas en su estructura, presentación, aplicación y de acceso a resultados.

A partir del primer semestre de 2013, se comienza a aplicar un nuevo instrumento, denominado Encuesta de Calidad de la Docencia.  Esta encuesta presenta cambios sustantivos respecto de la que se aplicó hasta el año 2012. Esta última consideraba fundamentalmente dos dimensiones básicas: aspectos organizacionales y la satisfacción global de los alumnos con el curso. La nueva encuesta evalúa un conjunto de dimensiones relacionadas con el proceso de enseñanza aprendizaje, basada en un modelo de Docencia de Calidad., y cuyo propósito es retroalimentar al docente sobre la efectividad de sus prácticas y metodologías, apoye la gestión de la docencia y cumpla una función de repositorio temporal del historial de calificiaciones.

Dada la relevancia de la encuesta es que, a partir del segundo semestre del año 2015 se realiza una campaña de difusión que incluye la presencia de material gráfico en todos los campus de la UC, acciones que han permitido aumentar la tasa de respuesta, repercutiendo directamente en la representatividad de sus resultados. 

La Encuesta Docente es respondida por los estudiantes de la UC, evaluando la docencia de los cursos que tuvieron durante el semestre, y cuyo propósito es retroalimentar a los profesores para el mejoramiento continuo de su docencia. Además es un insumo importante para la revisión de los contendidos y programación de los cursos y es uno de los aspectos a considerar  en  procesos de calificación y categorización académica.